Organización Panamericana de la Salud. Bolivia

Skip to content



Destacados

Las noticias más recientes

El nuevo Director General insta a los países a que firmen el Convenio sobre el Tabaco.
Helsinki, Finlandia - 04 de agosto de 2003
4 de agosto de 2003 | HELSINKI .- El Director General de la Organización Mundial de la Salud, Dr. LEE Jongûwook, ha instado a los países a que firmen y ratifiquen cuanto antes el Convenio Marco para el Control del Tabaco (CMCT) para impedir la pérdida de más vidas humanas a causa de enfermedades relacionadas con el tabaquismo.

El Dr. Lee lanzó este llamamiento con ocasión del primer día de la 12ª Conferencia Mundial sobre Salud o Tabaco, que actualmente tiene lugar en Helsinki (Finlandia). La Conferencia, que se celebra cada tres años, ha reunido a más de 2000 defensores del control del tabaco procedentes de todas las partes del mundo.

“El éxito del CMCT como instrumento de salud pública dependerá del empeño y el compromiso político que los países pongan durante los próximos años en su puesta en práctica. Gracias a él se lograrán para todos importantes beneficios en materia de salud pública. El reto al que nos enfrentamos ahora estriba en asegurar que este tratado propicie cambios ahí donde realmente importa, esto es, a nivel de países”, declaró el Director General.

El CMCT, adoptado por unanimidad en mayo por los 192 Estados Miembros de la OMS, ha sido ratificado de momento por un solo país: Noruega. Es preciso que un total de 40 países ratifiquen el Convenio para que éste pueda entrar en vigor y convertirse en un documento jurídicamente vinculante.

El consumo de tabaco se cobra cada año la vida de 4,9 millones de personas, de las que la mayoría habitan en los países más pobres, donde se fuma cada vez más, debido en buena parte a las agresivas estrategias de comercialización empleadas por la industria tabacalera. Según se vaticina, para 2020 el número total de consumidores de tabaco en el mundo entero alcanzará los 1700 millones, cifra ésta notablemente superior a los 1300 millones de fumadores actuales. Se esperan incrementos particularmente destacados entre las mujeres, sobre todo en el mundo en desarrollo. "El tabaco no sólo es un problema de salud pública sino también de desarrollo. Sus efectos son particularmente perniciosos entre los pobres; el tabaquismo incluso puede contribuir a la malnutrición, si el dinero se destina a la compra de cigarrillos en lugar de alimentos. Las vinculaciones entre pobreza y tabaquismo deben ser examinadas dentro del contexto más amplio de los planes de desarrollo sanitario", apuntó el Dr. Lee.

Tras subrayar que el nivel de las obligaciones impuestas por el Convenio Marco no es el óptimo, el Director General alentó a los países a contemplar la introducción de medidas que vayan más allá de los requisitos previstos por el Convenio y sus protocolos.

Entre las obligaciones mínimas recogidas en el CMCT cabe citar: la inclusión en los paquetes y envases de tabaco de advertencias sanitarias claramente visibles que ocupen la mitad de la superficie principal; la introducción de una prohibición total de la publicidad de productos del tabaco, en consonancia con las respectivas constituciones nacionales; y la adopción de medidas encaminadas a proteger a las personas contra la exposición al humo de tabaco en espacios públicos cerrados, en particular en el lugar de trabajo.

"Debemos hacer más por evitar que los jóvenes empiecen a fumar y ayudar a los consumidores de tabaco a abandonar ese hábito. Dejar de fumar, incluso a una edad avanzada, reduce notablemente los riesgos para la salud; por otra parte, la reducción del tabaquismo es la única manera de lograr en los próximos 40 años una disminución sustancial de las defunciones con él relacionadas.”

"Una de las mejores maneras de impedir que los jóvenes empiecen a fumar consiste en aumentar los precios. Además, el incremento de los impuestos aplicables a los productos del tabaco no sólo reducirá el consumo sino que incrementará los ingresos fiscales. Los países también pueden aplicar un gravamen especial del uno por ciento para financiar sus respectivas medidas nacionales de control del tabaco", indicó el Dr. Lee.

"Las negociaciones relativas al CMCT han dado inicio a un proceso que empieza a producir cambios tangibles a nivel de país. A fin de mantener ese impulso, la OMS hace un llamamiento a todos los defensores del control del tabaco para que redoblen los esfuerzos desplegados hasta la fecha", concluyó el Director General.




Última actualización el Jueves 03 de Febrero de 2011 05:33
 

Campus virtual de salud pública

Campañas OPS

Campañas OPS

Calle 18 de Calacoto Nro. 8022, Edificio Parque 18, pisos 2 y 3, Zona Sur, La Paz - Bolivia
Casillas Postales 9790 y 2504
Country/City Code: 011-591-2 Tel: (+591 2)2-979730 Fax: (+591 2)2-971146
http://www.paho.org/bol/  contacto@bol.ops-oms.org