Acuerdo de mil millones de dólares entre la FAO y el Banco Islámico de DesarrolloLas inversiones impulsarán la agricultura en los países pobres

Imprimir Correo electrónico
Roma, Italia - 15 de noviembre de 2009
En vísperas de la Cumbre Mundial sobre la Seguridad Alimentaria, la FAO y el Banco Islámico de Desarrollo (BIsD) han anunciado la firma de un acuerdo por valor de 1 000 millones de dólares EE.UU. para financiar el desarrollo agrícola en países pobres miembros de ambas organizaciones.

Se espera que el acuerdo marco, firmado hoy en Roma entre Ahmad Mohamed Ali, Presidente del BIsD, y el Director General de la FAO, Jacques Diouf, ayudará a movilizar recursos adicionales, con lo que las inversiones totales en el programa BIsD-FAO podrían alcanzar los 5 000 millones de dólares en 2012.

El acuerdo llega en un momento crítico, cuando la comunidad internacional ha admitido haber desatendido la agricultura durante muchos años. Hoy en día se reconoce que las inversiones sostenibles en agricultura -en especial la que practican los pequeños campesinos- es la clave para la seguridad alimentaria.

Declaración de Jeddah

Según el acuerdo, el BIsD aportará 1 000 millones de dólares EE.UU. durante los próximos tres años (2010-2012) en el marco de la Declaración de Jeddah, aprobada por el Consejo de Directores Ejecutivos del BIsD en junio de 2008 para financiar proyectos prioritarios en 26 países menos desarrollados. La FAO proporcionará el apoyo técnico necesario para la formulación e implementación de los proyectos.

Ambas instituciones comparten la misma visión y estrategia y continuará trabajando juntas para mejorar la infraestructura rural, promover el desarrollo económico local y aumentar la seguridad alimentaria, al tiempo que fortalecen y renuevan su cooperación.