Reducción del riesgo

Las actividades que se realizan en esta área están dirigidas a eliminar el riesgo o a disminuirlo, en un esfuerzo claro y explícito por evitar la presentación de desastres. La reducción de los riesgos no se puede dejar exclusivamente en manos de unos pocos especialistas, sino que hay que abordar el tema de una manera proactiva e integral.

En la etapa orientada a la reducción de riesgos se debe realizar un profundo análisis de las acciones realizadas en situaciones pasadas similares identificando las variaciones en la salud local y analizando el  seguimiento realizado y en que forma influyeron en la salud de los damnificados para entregar recomendaciones a fin de mejorar tanto la eficiencia operacional como la estructural.

La preparación de los profesionales en la temática de emergencias por la ocurrencia de un evento adverso debe estar basada en la utilización de estándares mundialmente aceptados y comprobados juntamente a la aplicación de modelos nacionales, implementando el Análisis de riesgos, la  Matriz de evaluación de riesgos, estudios de interrupción de los servicios de salud, etc, Asimismo se debe elaborar Planes Hospitalarios de Desastres y Planes de contingencia para centros de salud de 1er, 2do y 3er nivel.        

Dentro de esta fase, se pueden distinguir dos componentes:

1) Prevención. Comprende las acciones dirigidas a eliminar el riesgo, ya sea evitando la presentación del evento o impidiendo los daños, por ejemplo, el evitar o eliminar la exposición del sujeto a la amenaza. Es difícil implementar medidas que neutralicen completamente un riesgo, sobre todo si es una amenaza de origen natural, como huracanes, terremotos, erupciones volcánicas, tsunamis. La prevención adquiere su mayor importancia y máxima aplicación en los procesos de desarrollo futuro, cuando se plantea, por ejemplo, un área de expansión de una ciudad o cambio en el uso de la tierra, circunstancias en las cuales se puede incluir el concepto de prevención como una variable más en los criterios para la toma de decisiones.

2) Mitigación. Es el conjunto de acciones dirigidas a reducir los efectos generados por la presentación de un evento. Busca implementar acciones que disminuyan la magnitud del evento y, por ende, disminuir al máximo los daños. Algunas de sus actividades son la instrumentación y la investigación de fenómenos potencialmente peligrosos, la identificación de zonas de riesgo, la identificación de los elementos en peligro, la elaboración de normas sobre el manejo de los recursos naturales, la confección de códigos de construcción y la implementación de medidas para reforzar las estructuras y mejorar la protección de los bienes. 

Última actualización el Jueves 27 de Enero de 2011 13:48