Skip to content

Visite nuestro BLOG

Una grave amenaza sanitaria para la población penitenciaria

PDF Imprimir Correo electrónico
Santiago de Chile. Diciembre 18 de 2007. En un esfuerzo comunitario entre la Organización Panamericana de la Salud OPS/OMS, el Ministerio de Justicia de Chile, la Organización no Gubernamental AKI, el Fondo de Iniciativas Preventivas que desarrolla ASOSIDA y otras entidades relacionadas con el VIH/SIDA, se publicó el documento de trabajo “Guía de Indicadores para el Monitoreo del Programa de SIDA en Recintos Penitenciarios”, que tiene como fin definir objetivos y metas para producir un impacto o cambio en la realidad actual de estos centros.

Santiago de Chile. En un esfuerzo comunitario entre la Organización Panamericana de la Salud OPS/OMS, el Ministerio de Justicia de Chile, la Organización no Gubernamental AKI, el Fondo de Iniciativas Preventivas que desarrolla ASOSIDA y otras entidades relacionadas con el VIH/SIDA, se publicó el documento de trabajo “Guía de Indicadores para el Monitoreo del Programa de SIDA en Recintos Penitenciarios”, que tiene como fin definir objetivos y metas para producir un impacto o cambio en la realidad actual de estos centros.

Con la presencia del Representante de OPS/OMS en Chile, Dr. Juan Manuel Sotelo, el Director de Proyectos de AKI ONG, Leonardo Arenas, y Eduardo Bahamondes González, Planificador Social de AKI ONG, se dió inicio a este taller que busca aunar fuerzas para prevenir la transmisión del VIH y otras enfermedades en las poblaciones penales de nuestro país, como Hepatitis B y la Tuberculosis, y así diseñar una serie de indicadores y herramientas que permitan mejorar la información disponible y tomar mejores decisiones a la hora de combatir esta epidemia.

Por su parte, el Dr. Sotelo mostró su gran preocupación por mejorar la calidad de vida de las personas recluidas con VIH/SIDA y aquellas que no la tienen, en los aspectos preventivos, de cuidados y tratamiento, que han estado trabajando en conjuntamente con los Ministerios de Justicia y de Salud, que dio paso a este estudio que “será una herramienta muy útil para conocer y mejorar la situación actual”. Además indicó que es muy importante hacerles un seguimiento a las personas infectadas, luego de su libertad y que se incorporan a la sociedad.

El Taller contó con la participación del Consultor del programa de VIH/SIDA de OPS/OMS Luis Toro, quién hizo una presentación sobre qué son los Indicadores y cómo definirlos, para obtener objetivos y metas dirigidos a lograr un impacto en lo que se quiere mejorar.

Recalcó que es de vital importancia definir cuál es el impacto que se quiere lograr, antes de planificar, evaluar, monitorear (proceso recursivo) debido a que es muy común caer en el error de desarrollar una estrategia sin tener claro el resultado que se quiere alcanzar

Asimismo, hizo su presentación Carola Lew, Oficial Nacional del Programa de la Oficina Contra las Drogas y el Delito de Las Naciones Unidas, quién señaló que debido a que los recintos penitenciarios son un lugar de alto riesgo para el SIDA/VIH, los niveles de contagio entre los internos es de 1.5 a 2 veces mayor que los niveles que existen en la sociedad.

Además señaló que hay una gran cantidad de factores que influyen en que las penitenciarías sean un lugar de alto riesgo, los cuales pueden traducirse en problemas que van desde la superpoblación, la violencia, falta de medidas sanitarias, infraestructura, hasta el uso de jeringas, piercings, tatuajes, que multiplican el riesgo de contagio.

El fortalecimiento de políticas publicas dirigidas a los recintos penitenciarios nacionales, es de una importancia vital para lograr una mejor calidad de vida de los internos contagiados con el VIH,y en ese sentido el objetivo de este trabajo de monitoreo y evaluación a través de estos indicadores, refleja el compromiso de nuestra sociedad, así como de organizaciones internacionales y nacionales por mejorar la vida de miles de personas recluidas, como un derecho humano esencial.

Última actualización el Viernes 14 de Agosto de 2009 15:13

Av. Dag Hammarskjold 3269, Vitacura, Santiago de Chile. Casilla N° 177 / Vitacura,  CP 7630412.
Teléfono: +56 2 2437 4600      Fax: +56 2 2207 4717   
e-mail@chi.ops-oms.org