Skip to content

Prensa Nacional

Marzo 11, 2014

Imprimir Correo electrónico
AddThis Social Bookmark Button

EL TELÉGRAFO

 

Científicos vinculan el cáncer de ovario con el sobrepeso

Las mujeres con sobrepeso u obesidad tienen más posibilidades de desarrollar cáncer de ovario que las que mantienen un peso saludable, según un estudio del Fondo Mundial de Investigación del Cáncer (WCRF, siglas en inglés).

Hasta ahora los científicos habían relacionado la obesidad o el exceso de peso a cánceres como útero, mama o colon, pero los expertos de esa organización británica han asociado también el de ovario tras evaluar 128 estudios realizados sobre esta enfermedad.

Según añadieron, hasta ahora se conocían factores de riesgo como la edad o el historial familiar de la dolencia.

Los expertos del llamado Proyecto Continuo de Actualización, área de investigación del WCRF, evaluaron los 128 estudios junto con otros 25 análisis sobre el cáncer de ovario y el índice de masa corporal (IMC), que mide el contenido de grasa corporal en relación a la estatura y el peso de una persona.

Las mujeres que tienen un IMC por debajo del 18,5 son consideradas delgadas, mientras que entre 18,5 y 24,9 son índices normales, pero cuando es superior a 25 es sobrepeso.

La obesidad está calculada cuando el índice de masa corporal es de 30 o superior, según los investigadores.

"Hay pruebas de una asociación entre la gordura (fijada por el IMC) y el cáncer de ovario. Una mayor gordura es una causa probable de cáncer de ovario en las mujeres", señalo la jefa del departamento de investigación del WCRF, Rachel Thompson.

"Ahora podemos decir con certeza que estar con sobrepeso u obeso aumenta el riesgo de desarrollar cáncer de ovario, así como lo es con otros cánceres, como mama, útero o colon", agregó.

Según Thompson, conocer este vínculo ayudara a que las mujeres puedan hacer cambios en su estilo de vida.

Se estima que cada año se diagnostican unos 7.100 nuevos casos de cáncer de ovario en el Reino Unido y unas 4.300 mujeres al año mueren por esta dolencia

 

EL COMERCIO

 

ONU recomienda cursos de educación sexual a partir de 12 años

Naciones Unidas, a través de la Organización Mundial de la Salud (OMS), destacó el viernes 7 de marzo, la importancia de impartir cursos de educación sexual en las escuelas desde los 12 años para familiarizarse con el uso de anticonceptivos.

Esta directriz forma parte de las nuevas recomendaciones publicadas esta semana por esta agencia de la ONU sobre el acceso a los anticonceptivos para evitar los embarazos no deseados y sobre la información relativa a la educación sexual.

“La investigación muestra que la mejor edad es a partir de los 12 o 13, pero puede comenzar ya (...) a los 10 años”, explicó durante una conferencia de prensa la directora del departamento de Salud Reproductiva de la OMS.

La educación sexual debe realizarse “en casa” pero también “en la escuela”, puesto que “la mayoría de los padres no la realizan en casa”, en especial, en África, explicó.

Unos 222 millones de mujeres y de jóvenes no desean quedarse embarazadas o desean postergar ese momento sin utilizar anticonceptivos, según la OMS.

La agencia de la ONU recomienda, además, que todas las personas interesadas en el uso de anticonceptivos puedan tener acceso a la información sobre los diferentes métodos existentes.

Con estas medidas, la OMS espera que las adolescentes puedan tener la posibilidad de utilizarlos sin la autorización paterna.

 

La importación de córneas, la opción ante la falta de donantes

La espera lleva cinco años y no ha encontrado un donante. Miguel sufre queratocono, una enfermedad en la que la córnea es más delgada y, con el tiempo, esa parte del ojo se deforma convirtiéndose en un cono que distorsiona la visión.

Por ello necesita un trasplante de glóbulo ocular y desde el 2009 ingresó en la lista de espera única del Indot (Instituto Nacional de Donación y Trasplante). Hasta finales de febrero de este año, en esa lista se encontraban 511 pacientes que todavía necesitan este órgano.

¿Por qué sucede aquello? De cada 10 fallecidos, solo en tres casos los familiares permiten la donación. Esto lo confirma la directora nacional del Banco de Tejidos, Guadalupe Ormaza. Antes del 2011 no se registraban casos. Ocurre pese a que la Ley Orgánica de Donación (art. 29) establece que todos los ecuatorianos y extranjeros residentes mayores de 18 años, al fallecer, se convierten en donantes, a menos de que en vida manifiesten lo contrario.

Miguel espera que aparezca un benefactor. Por ahora usa lentes de contacto. Su medida es de menos 58 en el ojo izquierdo y menos 54 en el derecho. Cuando llegue a menos 60, los lentes no servirán, no podrá ver, le informó su oftalmólogo.

Para superar el déficit, a nivel privado se importan las córneas. De hecho, el número de trasplantes con estos órganos nacionales es inferior al de cirugías practicadas con tejidos importados, según la directora del Indot, Diana Almeida.

Por ejemplo, en el 2013 el ente registró 88 implantes con tejidos nacionales, frente a 259 con los importados.

Esta segunda intervención se practican en su mayoría en hospitales particulares. Únicamente en Quito, nueve de estas casas de salud practican las operaciones. Además, una en Ambato, cuatro en Cuenca y cuatro en Guayaquil.

Las córneas que llegan especialmente de Estados Unidos, superan los USD 1 000, que deben ser cancelados por el paciente. Este monto cubre el procesamiento del tejido, es decir, el tratamiento del globo ocular hasta obtener la córnea, que debe realizarse máximo después de 24 horas de extraído del fallecido.

·          

·         Vídeo El proceso de extracción de una córnea

·         Noticia: Estrategia para facilitar trasplantes

·         Noticia: Economistas proponen creación de mercado de venta de órganos

·         Noticia: La investigación con células madre avanza hacia la creación de órganos

 

EL UNIVERSO

 

·         Examen de sangre predice el riesgo de alzheimer con tres años de antelación

·          

Un nuevo test sanguíneo podría detectar con un 90 % de precisión si una persona desarrollará alzheimer o deficiencias cognitivas leves con tres años de antelación, según un estudio divulgado por la revista "Nature Medicine".

 

La investigación, realizada por un grupo de expertos del Centro Médico de la Universidad de Georgetown (EEUU), detectó que algunos cambios observados en la sangre podrían implicar que el paciente sufre alzheimer en su estadio más temprano.

Los científicos examinaron durante cinco años a 525 personas sanas mayores de 70 años e identificaron diez fosfolípidos -componente principal de la membrana celular- que podrían emplearse para predecir si los pacientes desarrollarán deficiencias cognitivas leves o la enfermedad de alzheimer.

 

Tras varias comparaciones, los científicos vieron que aquellas personas que desarrollaron alzheimer o problemas cognitivos más leves tenían niveles más bajos de esos diez fosfolípidos.

 

Se trata de la primera investigación que ha mostrado diferencias en los biomarcadores de la sangre entre personas con alzheimer antes de que se manifiesten los síntomas y pacientes que no desarrollarán la enfermedad.

 

Los expertos consideran que esto podría permitir el desarrollo de tratamientos para tratar esa enfermedad cuando aún se encuentra en una fase temprana y la terapia resultaría más efectiva para ralentizar o prevenir los síntomas.

Al medir la presencia de diez componentes sanguíneos, el equipo científico logró un 90 % de precisión a la hora de detectar si los participantes en el estudio sufrirían de discapacidad cognitiva leve o de alzheimer.

 

Según Howard Federoff, uno de los autores del estudio, esos test sanguíneos "ofrecen el potencial de identificar a las personas que corren el riesgo de padecer un declive cognitivo progresivo y puede cambiar la manera en que los pacientes, sus familiares y los médicos gestionan la enfermedad".

 

<< Inicio < Anterior 191 192 193 194 195 196 197 198 199 200 Siguiente > Fin >>

Página 199 de 844

Av. Amazonas 2889 y la Granja, Quito, Ecuador
Apartado Postal 17-07-8982, Quito, Ecuador
Tel.: +593-2 2460-330; +593-2 2460-332; +593-2 2460-296; +593-2 2460-215 Fax:+593-2  2460-325
www.paho.org/ecu