Skip to content

Prensa Nacional

Enero 8, 2013

Imprimir Correo electrónico
AddThis Social Bookmark Button

EL COMERCIO

Las expropiaciones, en el plan para ampliar red de salud pública

El Ministerio de Salud prevé continuar con el camino de la expropiación de clínicas privadas para ampliar su red de servicios. La Clínica San Francisco, ubicada frente al Hospital Baca Ortiz, pasó a manos del Estado el 27 de diciembre.

Su gerente, Patricio Canelos, confirma que ese día se firmó un convenio con la Secretaría de Gestión Inmobiliaria del Sector Público (Inmobiliar) y aunque no revela el monto de la negociación dice que se hizo un segundo avalúo catastral, ya que el primero, que era de USD 730 000, no estaba acorde con la realidad.

“Aceptamos la expropiación como una contribución que hacemos desde la Clínica San Francisco para conseguir el bienestar de la salud pública. Jamás estuvo en nuestro pensamiento crear conflicto, obtener un beneficio excesivo, o perjudicar a nuestros trabajadores”, dice Canelos y añade que la clínica, que tiene una trayectoria médica de 50 años, continuará en otras instalaciones en el norte.

Las palabras del gerente de la clínica tienen correspondencia con sus actos pues en el último período que apoyó al pediátrico, a finales de 2011 e inicios de 2012, se encargó de los análisis radiológicos de más de 2 000 niños y hasta ahora no ha recibido el pago por sus servicios y los insumos que ocupó. Son más de USD 20 000.

El edificio de la Clínica San Francisco debe pasar a manos del Estado en dos meses, pero el gerente está pendiente de una reunión con las autoridades sanitarias para conseguir una prórroga de dos meses más. Está pendiente la reprogramación de las más de 100 cirugías que tenían planificadas y el traslado de zonas sensibles como el área de terapia intensiva neonatal, que tiene 12 camas y una ocupación del 100%.

“Hay cuatro o cinco niños que están en etapa de maduración o esperando cirugías importantes que no van a poder ser manejados desaprensivamente”, dice.

Los cuatros pisos del edificio de la Clínica San Francisco se convertirán en una unidad de diagnóstico del pediátrico Baca Ortiz, según Andrés Cadena, asesor de talento humano del Ministerio de Salud. La expectativa era empezar el equipamiento y la readecuación del espacio en este mes, pero se retrasará hasta que se haga la entrega efectiva del inmueble. La Cartera de Salud, sin embargo, no ha indicado el monto de la inversión que hará en esta nueva unidad.

La expropiación de esta clínica obedeció a un pedido del presidente Rafael Correa, que visitó el Hospital Baca Ortiz en enero del 2012, después de que una niña de siete años cayera por el ducto de un ascensor. Allí se enteró de que la entidad de enfrente prestaba servicios médicos al pediátrico. Por eso, pidió que el inmueble fuese declarado en utilidad pública.

Para Fernando Salazar, médico especialista en administración e investigación médica, el crecimiento de la red pública de salud, a través de las expropiaciones, se justifica porque la infraestructura está deteriorada y data de los años del ‘boom’ petrolero de hace 40 años. Pero su crítica es que nuevamente todo se construye en función de la curación. “El Ministerio solo genera oferta para la atención de la morbilidad y no hace nada para la prevención y promoción de la salud”.

En el portal de esa Cartera de Estado aparece de manera escueta el detalle de un proyecto que lleva como título: “Fortalecimiento de la Red de Servicios de Salud y Mejoramiento de la Calidad” y se lee en los apartados de misión y visión que el primer nivel de atención contará con todo lo necesario para la promoción de la salud y prevención de la enfermedad.

Pese al pedido que hizo este Diario para ampliar esta información no hubo respuesta de la autoridad sanitaria. En el documento, colgado en el portal, solo hay un detalle estadístico de las unidades con las cuales contará el país hasta 2021 (ver nota compartida).

Patch Adams regaló sonrisas en el Hospital Baca Ortiz de Quito

El médico reconocido por promover la risoterapia con fines médicos visitó este centro de salud para niños. Fue recibido con mucha alegría.

Entre el sueño y la vigilia, Emiliano de la Cruz espera sentado en el área de Consulta Externa del Hospital Baca Ortiz. Desparramado en el asiento, revela que está preocupado porque a su hija, de 14 años, le están haciendo una endoscopia y teme por los resultados. De un momento a otro, Emiliano se yergue por unos ruidos que llaman su atención. Son pitos y maracas tocados por jóvenes vestidos de colores sin combinar. Cada uno tiene su estilo: una peluca grande, unos lentes redondos enormes... todos tienen algo en común: la nariz roja.

En medio de tanto color, resalta una cabeza más alta que lleva un gorro en forma de peluche de gallina. De bigote blanco y pelo -mitad blanco mitad azul- que le llega hasta la cintura, sonríe a quienes lo miran. Es Patch Adams, el doctor estadounidense que inventó la risoterapia con fines médicos y que se popularizó tras la película que lleva su nombre, protagonizada por Robin Williams.

Ayer, a las 08:53, llegó hasta este hospital de niños junto con 10 ‘clowns’ (payasos) de la agrupación Clowns Célula Roja.

Una nariz plástica roja, unos zapatos varias tallas más grandes, una pantaloneta al estilo hippie y una camisa colorida. Su atuendo atrae numerosas miradas. El ‘Doctor de la risa’, como también es conocido, se acerca a un pequeño de gorro azul que espera el turno para ser atendido junto a su madre. Se aproxima aún más y el niño ríe tímidamente. Patch aplasta la nariz del pequeño y luego la suya –grande, roja y plástica– haciéndola sonar. Un sonido circense despierta la risa del niño cuyo rostro revela cicatrices de quemaduras. Patch observa a su madre, se sienta al lado y la imita: cruza la pierna y alza la mirada meditabunda. Los tres ríen. Patch abraza al pequeño y sigue su recorrido.

Junto a ellos está Emiliano, cuyo semblante es ahora diferente. Sonríe y no despega su mirada de este médico de 68 años. Patch se le acerca y saca de su pantaloneta un pescado de hule que aplasta y emite otro sonido. Ambos sonríen. El doctor se va y este quiteño confiesa que le hizo bien el momento, que estaba bastante estresado, que a veces se olvida de la importancia de reír, que ese doctor lo ayudó a recordarlo.

 

Diciembre 21, 2012

Imprimir Correo electrónico
AddThis Social Bookmark Button

EL COMERCIO

Licor y azúcar, fórmula explosiva

La mezcla de bebidas alcohólicas con gaseosas o jugos dulces perjudica a la glucosa. La absorción es mayor y el tiempo de inestabilidad es prolongado. Si en la reunión de Navidad toma vino, no se pase al ron y ni al whisky.

Las dos últimas semanas de diciembre suelen estar dedicadas a los compromisos sociales. Las fiestas con los amigos y las reuniones de compañeros del trabajo son comunes y, para estar con buen ánimo durante estas celebraciones, es habitual que se ingieran bebidas alcohólicas.

La mezcla de licores puede causar daños en el organismo, aunque depende de la cantidad de alcohol que se ingiera y del tipo de bebidas escogidas para la reunión, según Consuelo Meneses, doctora responsable del Centro de Información y Asesoría Toxicológica.

Hay que tener mayor atención a los azúcares combinados con los grados de alcohol etílico, que en exceso puede generar dolor de cabeza de alta intensidad e incluso derivar en una intoxicación.

Las mezclas de estas sustancias hacen que una persona absorba con mayor rapidez y por un tiempo prolongado el alcohol en el organismo. Meneses explica que cuando se ingieren diferentes bebidas como el whisky, el vino y aguardientes sin destilar (o pasar por un adecuado proceso de elaboración), se afecta directamente al sistema neurológico.

“El efecto de embriaguez es más rápido, se prolonga por más tiempo y, cuando está mezclado con bebidas con azúcar produce fuertes dolores de cabeza, mareos e incluso vómitos”.

En la mayoría de casos los licores se mezclan con bebidas dulces para que sean más agradables al gusto, pero el azúcar afecta a la glucosa en el organismo y, por ende, el efecto posterior es grave.

“Todo licor en exceso es malo para la salud y más cuando están mezclados, o no han sido bien elaborados o se consumen con bebidas dulces”, dice Galo Idrobo, profesor de posgrado de Medicina Interna y Emergencias en la Universidad Central.

Para este especialista en toxicología, es recomendable que la persona se mantenga con un solo tipo de bebida alcohólica durante toda la reunión social. “Es importante –señala el facultativo– que se cuide al organismo, si no se siguen estos consejos y se bebe en exceso, además de intoxicarse se puede originar una ceguera temporal o permanente, un desequilibrio en el sistema neurológico y se perjudica directamente al hígado”.

EL UNIVERSO

Grupo de mujeres con VIH/sida ayer recibió diplomas

La Asociación de Mujeres, Niñas y Adolescentes Viviendo con VIH/sida graduó ayer a 65 de sus integrantes después de tres meses de capacitación microempresarial.

El proyecto se llama ‘Mujeres emprendedoras’, las preparó en la elaboración de bisutería, adornos con globos y fómix. Contó con el financiamiento del Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES).

Entre las graduadas estaba Rosario (nombre protegido), de 48 años, quien mostró orgullosa los collares, pulseras y aretes multicolores que aprendió a elaborar en pocas semanas.

Cada una de las mujeres recibió un diploma y materiales para iniciar sus actividades.

La agrupación prepara para mañana el evento ‘Regala una ilusión, comparte una sonrisa’, en el coliseo del colegio Dante Alighieri, situado en Cuenca y Guerrero Martínez.

En la jornada se presentarán varios artistas invitados. Además, las recién graduadas pondrán a la venta sus productos y artesanías que ahora elaboran.

Alexandra Villavicencio, directora ejecutiva de la asociación, indicó que el objetivo del evento es que cada asistente pueda donar un juguete, ropa, víveres o vitaminas para ser donados a los hijos de las integrantes del grupo.

La dirigente agregó que después de la capacitación hicieron una encuesta socio-económica entre las mujeres, con la que comprobaron que en algunos casos sus hijos no tienen una buena nutrición.

Fiesta para los pacientes más chicos de Solca

“Belén, campanas de Belén, que los ángeles tocan qué nueva me traéis” es el coro del villancico que entonó Samanta, de 6 años, junto a su mamá, Guisela Mero, durante el agasajo navideño que recibieron los pequeños pacientes de Solca.

La menor que padece de leucemia tomó la cámara de su mamá y aprovechó a tomarse una foto con uno de los animadores del evento. Al preguntarle sobre el regalo que desearía recibir por parte de Papá Noel, ella respondió rápidamente: “Un chichobelo para cuidarlo”.

Washington fue otro de los niños que disfrutó del show musical, concursos y juguetes que recibió por parte de la agrupación Musical al Corazón, conformada por padres de familia del Ecomundo Centro de Estudios y del colegio Americano, quienes organizaron el evento en el auditorio de la entidad, la mañana de ayer.

Allí, decenas de los pacientes de Consulta Externa disfrutaron de los concursos.

En el tercer piso de Solca, en el área de Pediatría, los menores hospitalizados también recibieron regalos por parte de las fundaciones.

Fernando Delgado, gerente de Operaciones de la fundación Malecón 2000, se disfrazó de Papá Noel para entregar los juguetes a los niños que fueron sorprendidos por este personaje mientras descansaban.

Asimismo, la fundación Manitos Guerreras regaló juguetes, productos de aseo, vitaminas y caramelos.

Los voluntarios de esa fundación se acercaron a cada uno de los pacientes, les regalaron globos y les desearon una feliz Navidad.

 

Diciembre 20, 2012

Imprimir Correo electrónico
AddThis Social Bookmark Button

EL UNIVERSO

EL UNIVERSO

110 años de progreso panamericano en salud

Nuestra invitada | *Mirta Roses Periago

Hay momentos en que los seres humanos se adelantan a su tiempo y crean legados extraordinarios. La Organización Panamericana de la Salud (OPS), la organización de salud pública más antigua del mundo, fue creada en diciembre de 1902. En estos días celebramos que la visión de futuro de los líderes de nuestro hemisferio se ha traducido en 110 años ininterrumpidos de progreso panamericano en salud. Hoy la esperanza de vida al nacer en las Américas es casi treinta años más prolongada que al inicio del siglo XX, habiéndose ganado cuatro años en la última década.

El trabajo cooperativo y la solidaridad entre los pueblos, el compromiso de los Estados Miembros y la dedicación de muchas generaciones de trabajadores y voluntarios de la salud, han generado una serie de logros pioneros en el mundo. Van desde la erradicación de la viruela (1971) y la eliminación de la polio (1991), hasta registrar los últimos casos endémicos de sarampión (2002) y de rubéola (2009). La Semana de Vacunación de las Américas fortaleció el liderazgo de la región en la introducción y alcance universal de las vacunas y la consecuente reducción de enfermedades prevenibles por vacunación, e inspiró el lanzamiento de la primera Semana Mundial de la Inmunización este año. Progresivamente se sumaron avances en la reducción de riesgos y los preparativos para casos de desastre y en la gestión de epidemias y alertas en el marco del nuevo Reglamento Sanitario Internacional (2005), cuyo antecedente es el Código Sanitario Panamericano firmado en 1924.

Sin embargo, persisten o aparecen nuevos retos de salud pública. Las muertes por enfermedades transmisibles ya no dominan como 110 años atrás, y en 2007-2009 representaron solo el 12,5% del total regional. Pero las muertes por enfermedades crónicas no transmisibles causaron más de tres cuartas partes de las defunciones en ese periodo, y su impacto aumentará en el futuro cercano.

Estas enfermedades son fuertemente influenciadas por determinantes sociales de la salud como la pobreza, la nutrición, el sedentarismo, la recreación y las desigualdades de ingreso y de acceso a educación, agua y saneamiento. Por tanto, demandan respuestas integrales que aborden las pautas de producción y consumo prevalentes, particularmente en espacios urbanos. Los servicios de salud no pueden ser solamente el “taller de reparaciones” y se deben reforzar acciones de prevención y promoción. Además, se requiere articular los esfuerzos de todos los sectores de gobierno y de la sociedad para promover condiciones de vida más equitativas y entornos más saludables y protectores.

La inequidad histórica de la región es el principal obstáculo para alcanzar la meta de salud para todos. La reducción de la desigualdad lograda en los últimos años, con políticas económicas sanas y políticas sociales inclusivas, es muy positiva. Pero resulta crucial darle sostenibilidad con políticas públicas de amplio espectro y disminuir las inequidades de género y étnicas en el acceso a la atención en salud, tanto entre los países como en el interior de estos.

La OPS está preparada para preservar los logros alcanzados, responder a los nuevos desafíos y acelerar el paso para cerrar la agenda inconclusa que ha causado deudas inaceptables, reflejadas en la mortalidad materna y en el impacto de la violencia. Con el respaldo de los Estados Miembros, de nuestros socios y aliados, el apoyo de las organizaciones de la sociedad civil y el compromiso de los trabajadores y del voluntariado, el panamericanismo continuará siendo una fuerza poderosa para lograr nuevos avances extraordinarios en salud durante los próximos 110 años.

* Directora de la Organización Panamericana de la Salud.

La Navidad llega anticipada a hospitales y zonas populares

Hace nueve días que Alison, de un año y 8 meses, lleva asilada en el hospital de niños Roberto Gilbert.

Hace nueve días que Alison, de un año y 8 meses, lleva asilada en el hospital de niños Roberto Gilbert. Allí, junto a su cama, permanecía la mañana de ayer su madre, Mayra Loor, quien acariciaba a la pequeña que tiene una fractura en la cabeza, debido a que se cayó por una ventana de su casa.

El movimiento suave de su mano se detuvo cuando un Papá Noel, personal administrativo y enfermeras ingresaron con grandes cajas de juguetes para repartir entre los pequeños pacientes, a quienes les llevaron un momento de felicidad.

Alison se sorprendió al recibir un bebé, al cual tenía que darle su biberón. Ella formó parte de los 230 pacientes que recibieron obsequios con el objetivo de que vivan una feliz Navidad en medio de su enfermedad.

Otras de las menores que recibió su obsequio fue Lessk, de 10 meses. Ella estaba sobre el pecho de su mamá Joselin, de 16 años, a quien también le dieron un regalo.

Mientras que en el hospital Luis Vernaza, por las fiestas navideñas, ayer hubo la presentación de un nacimiento viviente. Allí, pacientes, médicos y público en general pudieron observar a los personajes que representaron la escena del nacimiento de Jesús en Belén: María, José, el Niño, los pastores, y los Reyes Magos.

Luego de la presentación, el coro musical de la entidad, Voces de la Esperanza, deleitó al público con villancicos.

También se realizó un concurso de villancicos en el cual participó el personal de administración del hospital.

Mientras que la tarde del martes pasado la sonrisa de Evelyn Caicedo, de 9 años, no se hizo esperar en el patio de la escuela 21 de Septiembre, en la isla Trinitaria, cuando recibió un tique para retirar un obsequio que la vicealcaldía le ofreció.

Descubren cómo el VIH penetra en el sistema inmunitario para propagarse

Tras años de búsqueda, científicos del Instituto de Investigación del Sida IrsiCaixa, impulsado por la Obra Social La Caixa y el Departamento de Salud de la Generalitat, descifraron cómo el VIH penetra las células del sistema inmunitario que propagan el virus dentro del organismo humano.

La investigación, que publica la revista "PLoS Biology", desvela un enigma que la comunidad científica hacía años que intentaba resolver; ha hallado una nueva molécula que captura el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH) y permite su entrada a unas células del sistema inmunitario, denominadas células dendríticas, que actúan como un caballo de Troya cuando el virus se dispersa dentro del organismo.

 

Última actualización el Martes 30 de Abril de 2013 12:06

Diciembre 19, 2012

Imprimir Correo electrónico
AddThis Social Bookmark Button

EL COMERCIO

1.    La terapia intensiva, aún insuficiente

Las camas de cuidados intensivos de la red pública tienen la lógica de las camas calientes. Cuando un paciente recibe el alta, en cuestión de horas ingresa otro que demanda la atención. Es raro que una cama en esta área esté vacía más de un día. El nivel de ocupación de la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Eugenio Espejo, la unidad de referencia del Ministerio de Salud, que cuenta con 28 camas, está entre el 90 y 100%, según su gerente, Marco Cazco.

Las patologías que más se atienden en este hospital de especialidades son sepsis, infecciones pulmonares, embolismos grasos y el síndrome de parálisis Guillain-Barré. Todas estas deberían ser evacuadas en un hospital de segundo nivel. Pero el problema es la falta de personal.

Un ejemplo es el Hospital Enrique Garcés, que tiene siete camas, pero podría crecer a nueve si contara con el personal necesario. Luis González, tratante del servicio y presidente de la Sociedad Ecuatoriana de Medicina Crítica, dice que “faltan seis enfermeras y dos tratantes para poner las nueve camas operativas”.

Narcisa Valdivieso, directora médica del Hospital Eugenio Espejo, dice que la solución pasa por la especialización de las unidades, y señala que los hospitales de tercer nivel deberían liberar sus camas para atender los postoperatorios de las cirugías de corazón, de cráneo, de pulmón y trasplantes.

“En el mundo se está buscando tener terapias más pequeñas y especializadas para no perder la objetividad del tratamiento”, dice. Pero la inmensa mayoría de las 800 camas de UCI que hay en el país, a nivel tanto privado como público, son polivalentes, y esto impide desarrollar procedimientos complejos como los trasplantes. El Eugenio Espejo dejó de hacer estas intervenciones hace dos meses. La razón: no cuenta con la infraestructura necesaria para aislar a los pacientes inmunodeprimidos.

Tampoco hay unidades de cuidados intermedios, que podrían ocuparse de pacientes que tienen una recuperación lenta, como los que padecen el síndrome Guillain Barré. Los pacientes de estas patologías, que requieren ventilación mecánica para respirar en algunas fases de su enfermedad, ocupan camas de UCI por períodos de cuatro y seis meses. En el Hospital Eugenio Espejo, a la fecha, hay cuatro casos de Guillain Barre.

Olga Coloma va a cumplir 89 años este mes en la UCI de este hospital, y ya lleva seis meses internada. Llegó de Bolívar y pasó seis días en la Terapia Intensiva del Hospital Vozandes. “La cuenta por esos días fue de casi USD 8 000. El mismo médico de allí sugirió que nos fuéramos al Espejo, y tuvimos que esperar unas horas porque no había camas”, cuenta su hija.

Por un cuadro de sepsis los pacientes se suelen quedar entre ocho días y un mes, pero la estancia se puede prolongar hasta años por patologías como el síndrome de Guillain-Barré y enfermedades como la Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA). Leonardo Pazmiño, ex jefe de la UCI del Eugenio Espejo, recuerda que hubo un paciente con ELA que ocupó una cama por tres años y al final murió.

En el país no se debate sobre los protocolos bioéticos. Jean Raad, que abrió el camino de la medicina crítica en el país en los años 80, dice que hay que hacer cierta distinción entre los pacientes y el costo. “Si yo salvo la vida de una mujer de 20 años con eclampsia y la vuelvo productiva, no cuesta nada. Y si le doy el mismo costo a un señor de 90 años con cáncer metastático, es un gasto innecesario… Pero tampoco podemos dar una ley que diga que los no productivos deben morir. ¿Qué hacemos con la gente que cada vez vive más? Lo que tenemos claro es que la UCI no es el sitio del buen morir, sino del buen vivir”, dice Raad.

Además, la ampliación de las camas sin recurso humano para atenderlas no es la solución. Un ejemplo es lo que ocurre en el Hospital Carlos Andrade Marín, que hace dos meses duplicó el número de camas de 18 a 36, pero no puede operar al 100% por la falta de especialistas. El problema en este hospital no se hace evidente porque los pacientes que requieren una cama de Terapia Intensiva son transferidos a una entidad privada. No hay un plan claro para la trasformación de las terapias intensivas del sector público. Solo existen anuncios aislados, como la ampliación a 50 camas de UCI en el Hospital Eugenio Espejo.

El Ministerio de Salud desde mayo se apoya en toda la red de salud pública (IESS, Issfa, Isspol) y privada para conseguir camas de UCI. Los pagos se hacen a través de un tarifario que establece pagos por todos los procedimientos médicos. El día/cama de Terapia Intensiva cuesta USD 269,5, pero a esto hay que sumar otros ítems, como medicamentos. El promedio diario que se paga por paciente es de USD 1 500.

 

Nuevo tratamiento para el mal de Chagas

El mal de Chagas tendrá un nuevo tratamiento para afectados. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), este mal es una de las 13 enfermedades tropicales más desatendidas y la tercera de origen infeccioso en América Latina, detrás del VIH/sida y la tuberculosis.

El tratamiento fue impulsado por la venezolana Luz Maldonado, una profesora de 47 años que hace cinco contrajo la enfermedad por beber un jugo contaminado, en un brote que infectó a 103 personas en una escuela de Chacao, en Caracas, donde un menor de edad murió.

Actualmente convive con cefaleas, edemas y erupciones, problemas de articulaciones, pérdida de memoria, taquicardias, insomnio y depresión, que en buena parte son efectos colaterales de los medicamentos usados en contra del parásito.

Detrás del Chagas está el Trypanosoma cruzi, un parásito unicelular transmitido por insectos hematófagos y que, según la OMS, afecta actualmente a entre 17 y 20 millones de personas en América Latina.

Casi el 25% de la población regional está en riesgo de contraer la enfermedad, que mata anualmente al menos a 50 000 personas. Dos tipos de cepas originan el mal de Chagas. Una afecta desde México hasta el norte de América del Sur y otra desde Brasil al extremo austral. Las primeras dañan sobre todo el corazón. Las segundas dañan, además, el esófago y el colon.

Esta enfermedad tiene tres fases: la primera, aguda, de casos con síntomas y cuadros muy floridos y otros suaves. La segunda es indeterminada.

En la tercera, muy crónica, el tejido miocárdico se destruye y no se regenera, y es sustituido por tejido fibroso. El corazón aumenta de tamaño y su contracción ya no es efectiva, inyecta menos sangre al pulmón y cae en insuficiencia cardiaca.

 

Diciembre 18, 2012

Imprimir Correo electrónico
AddThis Social Bookmark Button

EL COMERCIO

 

Salud dará 18 000 nombramientos

El Ministerio de Salud lanzó ayer el concurso de méritos y oposición para más de 18 000 personas. Los interesados podrán inscribirse a través del portal Red Socio Empleo (www.socioempleo.gob.ec) del Ministerio de Relaciones Laborales. La etapa de postulación estará abierta hasta el viernes, según Andrés Cadena, asesor de talento humano del Ministerio de Salud.

La Cartera de Salud tiene tres procesos abiertos para reclutar talento humano. El primero fue convocado de manera interna, para dar estabilidad a 1 600 personas que tenían contratos ocasionales y más de cuatro años de trabajo en el Ministerio.

Este proceso está siendo analizado por el Instituto Nacional de Meritocracia y para el primer semestre de 2013 se darán los nombramientos a los 1 500 postulantes que ganaron el concurso, según Cadena.

El segundo proceso, que se convocó en agosto pasado, para llenar 605 plazas, todavía está en etapa de verificación y presumiblemente se conocerán los resultados d las postulaciones el segundo semestre de 2015.

En el último concurso de méritos y oposición se espera llenar 15 159 plazas de profesionales de la salud y 3 162 puestos administrativos, según Cadena. Paola Gómez, Viceministra de Relaciones Laborales, también intervino durante el lanzamiento y aseguró que hay un esfuerzo enorme para que más ciudadanos se incorporen al servicio público y que próximamente estarán en el aire 28 833 ofertas en varios sectores

La sexualidad, una materia del ‘cole’

Los embarazos adolescentes no se detienen, por lo que urge un programa de prevención en los establecimientos educativos. Lo ideal es plantear talleres en las aulas en lugar de charlas ocasionales. La Unidad Educativa Letort aborda el tema desde la primaria.

Algo está fallando, pues la edad de inicio sexual de los adolescentes es cada vez más temprana. No se exagera: las estadísticas indican que dos de cada 10 partos en Ecuador son de adolescentes.

Los datos se desprenden del estudio regional del Banco Mundial ‘Embarazo Adolescente y Oportunidades en América Latina y el Caribe’, el cual fue presentado la semana pasada en Quito.

Así las cosas, urge un programa de prevención sobre el desarrollo de la sexual y embarazos prematuros entre los estudiantes de los planteles educativos del país. Así lo indica Napoleón Vázquez, director de Programas Educativos Psicología y Salud (Proeps).

No basta con organizar charlas o conferencias sobre estos temas, pues “lo que se pudiera decir allí entra por un oído y sale por el otro, lo ideal es plantear talleres a lo largo de la etapa escolar”, apunta Elena Díaz, coordinadora del Área de Psicología Educativa de la Universidad Católica.

Está claro que, en este sentido, para algunos establecimientos hay mucho camino por recorrer, para otros no tanto. En este último grupo está la Unidad Educativa Letort, la cual, hace aproximadamente 15 años, implementó una serie de talleres sobre educación sexual para sus estudiantes desde segundo hasta séptimo de básica, cuenta Susana Villavicencio, pediatra del centro de estudios.

Los pequeños de segundo comienzan a conocer su cuerpo y las diferencias entre un varón y una mujer. Los de tercero, cómo nacen los niños. Los de cuarto se centran en el nacimiento del niño, géneros femenino y masculino. Los de quinto y sexto, la pubertad; y a los de séptimo se imparte el tema sobre los cambios psicológicos, físicos, emocionales…

Silvana Albuja, la psicóloga educativa del Letort, abunda sobre esta iniciativa: “La sexualidad es un asunto muy amplio y a los alumnos los preparamos desde chiquititos, siempre dosificando la información que deben tener de acuerdo con las dudas que se presentan en cada edad”.

EL UNIVERSO

 

Quirófanos cerrados en el hospital Guayaquil

A los pacientes que requieren cirugías los derivan a tres centros de salud, pero para enero.

Desde hace tres semanas, los quirófanos (quinto piso) del hospital Abel Gilbert, llamado Guayaquil, permanecen cerrados por remodelación, así le indicaron el 7 de diciembre pasado a María (nombre protegido), quien ese día estaba programada para ser operada de cálculos en la vesícula.

“Eso me dijeron, que estaban arreglando los quirófanos y que regresara hoy (14 de diciembre) para que me programaran otro día en otro centro de salud”, comentó la mujer, quien llegó a las 09:00 y fue atendida cerca de las 13:00.

“Me toca a mediados de enero. Ya llevo cuatro años con cólicos, pero ahora son más fuertes y seguidos”, dijo.

Karen, de 40 años, también tiene que ser operada del mismo mal. A ella, luego de más de cuatro horas de espera, la programaron para el 10 de enero, en el hospital Militar.

Así como ellas, más de veinte pacientes esperaban para ser programadas. Algunos de ellos: Cecilia, de 32 años, necesita que le extraigan las amígdalas; y Juan, de 60, requiere que le coloquen una fístula en el brazo para recibir la hemodiálisis.

De 07:30 a 13:00 solo atendieron a 13 pacientes, de los 31 que hasta esa hora aguardaban en la sala del tercer piso de hospitalización, donde el guardia llamaba a cada uno por el número de tique.

Jonás Gonseth, gerente de la casa de salud, señaló que desde hace tres semanas se están remodelando el cuarto piso (donde funciona posoperatorio), el quinto (estaban los quirófanos) y se construirá un sexto (se destinará para la Unidad de Cuidados Intensivos), previo a un plan de contingencia para reprogramar las cirugías.

 

<< Inicio < Anterior 61 62 63 64 65 66 67 68 69 70 Siguiente > Fin >>

Página 69 de 144

Av. Amazonas 2889 y la Granja, Quito, Ecuador
Apartado Postal 17-07-8982, Quito, Ecuador
Tel.: +593-2 2460-330; +593-2 2460-332; +593-2 2460-296; +593-2 2460-215 Fax:+593-2  2460-325
www.paho.org/ecu