Skip to content



Sample ImageSample ImageEste informe constituirá una herramienta que deberán usar la OMS, los Estados Miembros y otros interesados directos cuando elaboren y ejecuten políticas orientadas a la reducción del consumo de sal en toda la población. El objetivo general era formular recomendaciones para los Estados Miembros y otros interesados directos sobre las intervenciones encaminadas a reducir el consumo de sal en toda la población, con la meta a largo plazo de prevenir enfermedades crónicas.

icon Texto completo

Sample ImageResumen ejecutivo

Como parte de la ejecución de la Estrategia Mundial sobre el Régimen Alimentario, Actividad Física y Salud (DPAS) de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la OMS organizó un foro y una reunión técnica titulados “Reducción del consumo de sal en la población” del 5 al 7 de octubre de 2006 en París, Francia.  El objetivo general era formular recomendaciones para los Estados Miembros y otros interesados directos sobre las intervenciones encaminadas a reducir el consumo de sal en toda la población, con la meta a largo plazo de prevenir enfermedades crónicas. El Ministerio de Salud francés y la Dependencia Francesa de Inocuidad de los Alimentos (AFSSA) apoyaron gentilmente tanto el foro como la reunión técnica.

Los principales objetivos del foro fueron examinar y tratar:

  • el estado actual del conocimiento en lo que se refiere a la relación entre el consumo excesivo de sal y la salud;
  • iniciativas, políticas y programas encaminados a la reducción del consumo de sal en toda la población;
  •  la eficacia y los costos de intervenciones en la población a fin de disminuir el consumo de sal, así como el modo de evaluar y vigilar el consumo alimentario de sal;
  • los principales factores que contribuyen al consumo de sal y la función de la sal enriquecida en la prevención de las carencias de yodo.

Sample ImageParticiparon en el foro representantes del mundo académico, técnicos de los ministerios de salud y representantes de los fabricantes de alimentos, el sector de la restauración colectiva, asociaciones de profesionales y organizaciones no gubernamentales (ONG) (anexo II). Las presentaciones y las conclusiones del foro se describen en la tercera parte de este informe.

Entre los participantes en la reunión técnica se encontraban representantes del mundo académico, técnicos de los ministerios de salud y personal de la OMS. Tras considerar la información que se presentó durante el foro, los participantes en la reunión técnica comentaron los fundamentos actuales que deben considerarse al formular recomendaciones para diferentes interesados directos; los principios orientadores para la formulación de políticas encaminadas a la reducción del consumo de sal; y temas específicos que deben tenerse en cuenta en el nivel nacional e internacional al ejecutar estas políticas. Los participantes, basándose en el resultado de estos debates, redactaron una serie de recomendaciones para varios grupos de interesados directos acerca de las posibles medidas que, una vez ejecutadas, facilitarían la reducción del consumo de sal en toda la población.

Los participantes de la reunión técnica coincidieron en lo siguiente:

  • Existen datos probatorios fehacientes de la relación entre el consumo excesivo de sal y varias enfermedades crónicas.
  • Se ha demostrado reiteradamente que las intervenciones para reducir el consumo de sal son sumamente rentables, de ahí la urgencia de aplicar estrategias, políticas y programas que afronten la cuestión de la reducción del consumo alimentario de sal.
  • Es preciso investigar posibles vehículos como alternativa de la sal para el enriquecimiento con micronutrientes, y han de revisarse los niveles de yodación de la sal que actualmente se recomiendan.
  • La interacción con los fabricantes de alimentos es fundamental para que tengan éxito las estrategias de reducción del consumo de sal. Se debe alentar a las industrias alimentarias multinacionales a que armonicen el contenido de sal de sus productos, adoptando el valor más bajo posible, a fin de evitar variaciones innecesarias en el contenido de sal del mismo producto alimenticio comercializado en diferentes países.

En la cuarta parte de este informe se presentan en detalle los debates del grupo de trabajo y las recomendaciones formuladas a raíz de la reunión técnica.

Este informe constituirá una herramienta que deberán usar la OMS, los Estados Miembros y otros interesados directos cuando elaboren y ejecuten políticas orientadas a la reducción del consumo de sal en toda la población.

icon Texto completo

Última actualización el Viernes 03 de Abril de 2009 08:58

Oficina Regional para las Américas de la Organización Mundial de la Salud
525 Twenty-third Street, N.W., Washington, D.C. 20037, United States of America
Tel.: +1 (202) 974-3000 Fax: +1 (202) 974-3663

© Pan American Health Organization. All rights reserved.