Países de Centroamérica y el Caribe fortalecen capacidades básicas para aplicación del Reglamento Sanitario Internacional-RSI (2005)

Imprimir Correo electrónico

Panamá, 5 de octubre de 2010. Inspectores de sanidad marítima así como funcionarios responsables de la implementación de las normas del Reglamento Sanitario Internacional (RSI 2005) en puntos de entrada de países de Centro América y el Caribe de lengua castellana participaron, del 5 al 7 de octubre, en el Taller para el fortalecimiento de capacidades básicas en puntos de entrada mediante capacitación en inspección de buques y puertos.

 

El RSI 2005 tiene como objetivo prevenir, proteger, controlar y responder ante la propagación internacional de enfermedades, evitando, a la vez, interferencias innecesarias con el tráfico y el comercio internacionales; también está concebido para reducir el riesgo de propagación de enfermedades en aeropuertos, puertos  y pasos fronterizos terrestres. Su implementación es una obligación para la OPS/OMS y los Estados Parte.

 

El taller, desarrollado en la Ciudad de Panamá como parte de las acciones de cooperación técnica de la OPS/OMS, tuvo como finalidad que los de países de la subregión “detecten, evalúen, notifiquen e informen de episodios de acuerdo con el Reglamento” y respondan rápida y efectivamente ante los riesgos de salud pública y emergencias de salud pública de importancia internacional” en puertos y puntos de entrada. Dr. Miguel Minguez, experto de la OPS/OMS

 

Los participantes revisaron el papel de las autoridades sanitarias en los puntos de entrada de acuerdo con el RSI; mejoraron los conocimientos y procedimientos relacionados con la consecución, desarrollo y fortalecimiento de las capacidades básicas en los puntos de entrada, en general, y de los marítimos, en particular, según el Anexo 1B del RSI. Además, fortalecieron las habilidades prácticas en relación con las inspecciones a bordo de los buques y la expedición de certificados sanitarios de los buques de acuerdo al RSI.

 

En el acto de apertura del taller participaron la Lic. María Isabel Spiegel de Miró, Secretaria General de la Autoridad Marítima de Panamá, el Dr. Eduardo Lucas Mora. Director General de salud del MINSA y el Dr. Joaquín Molina Leza, Representante de la OPS/OMS de Panamá. En su intervención la Lic. Spiegel resaltó la importancia del RSI para Panamá al señalar que “junto al desarrollo marítimo es necesario tomar las precauciones necesarias para evitar el ingreso de enfermedades infecciosas por esta vía. El hecho de que las enfermedades sean notificadas a tiempo hará del mundo un lugar más seguro”.

 

El taller fue facilitado por el experto de la OPS/OMS Dr. Miguel Minguez y contó con la participación de 38 funcionarios de 9 países de la subregión.

 

Se espera que las autoridades sanitarias de los distintos países fortalezcan la colaboración en el tema, normalicen procedimientos y establezcan las líneas generales para la elaboración de planes de acción para el desarrollo, fortalecimiento yGrupo de participantes en el taller mantenimiento de las capacidades básicas de acuerdo a los requerimientos del RSI 2005.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Información Adicional

Los siguientes son requerimientos específicos relativos a los puntos de entrada, según el RSI (2005), y constituyen los fundamentos del taller que se llevo a cabo:

 

Artículo 20 Aeropuertos y puertos

  • Los Estados Partes designarán los aeropuertos y puertos en que se crearán las capacidades previstas en el anexo 1.
  • Los Estados Partes se asegurarán de que los certificados de exención del control de sanidad a bordo y los certificados de control de sanidad a bordo se expiden de conformidad con las prescripciones del artículo 39 y el modelo que figura en el anexo 3.
  • Cada Estado Parte enviará a la OMS una lista de los puertos autorizados a ofrecer:
  • la expedición de certificados de control de sanidad a bordo y la prestación de los servicios a que se hace referencia en los anexos 1 y 3; o

  • la expedición de certificados de exención del control de sanidad a bordo únicamente; y

  • la prórroga del certificado de exención del control de sanidad a bordo por un periodo de un mes hasta la llegada de la embarcación al puerto en el que el certificado pueda ser recibido.

  • Cada Estado Parte comunicará a la OMS los cambios que se produzcan en la situación de los puertos enumerados en la lista. La OMS publicará la información recibida con arreglo a este párrafo.

  • La OMS podrá certificar, a petición del Estado Parte interesado y después de practicar las averiguaciones del caso, que un aeropuerto o un puerto situado en su territorio reúne las condiciones a que se hace referencia en los párrafos 1 y 3 del presente artículo. En consulta con el Estado Parte, la OMS podrá revisar periódicamente esas certificaciones.
  • La OMS, en colaboración con organizaciones intergubernamentales y órganos internacionales competentes, elaborará y publicará directrices relativas a la expedición de certificados por aeropuertos y puertos de conformidad con el presente artículo. La OMS también publicará la lista de aeropuertos y puertos certificados.

 

ANEXO 1

 

B. CAPACIDAD BÁSICA NECESARIA EN LOS AEROPUERTOS, PUERTOS Y PASOS FRONTERIZOS TERRESTRES DESIGNADOS

 

1. En todo momento

Capacidad para:

  • ofrecer acceso i) a un servicio médico apropiado, incluidos medios de diagnóstico situados de manera tal que permitan la evaluación y atención inmediatas de los viajeros enfermos, y ii) a personal, equipo e instalaciones adecuados;
  • ofrecer acceso a equipo y personal para el transporte de los viajeros enfermos a una dependencia médica apropiada;
  • facilitar personal capacitado para la inspección de los medios de transporte;
  • velar por que gocen de un entorno saludable los viajeros que utilicen las instalaciones y servicios de un punto de entrada, en particular de abastecimiento de agua potable, restaurantes, servicios de abastecimiento de comidas para vuelos, aseos públicos, servicios de eliminación de desechos sólidos y líquidos y otras áreas de posible riesgo, ejecutando con ese fin los programas de inspección apropiados; y
  • disponer en lo posible de un programa y de personal capacitado para el control de vectores y reservorios en los puntos de entrada y sus cercanías.

2. Para responder a eventos que puedan constituir una emergencia de salud pública de importancia internacional.

Capacidad para:

  • responder adecuadamente en caso de emergencia de salud pública, estableciendo y manteniendo un plan de contingencia para emergencias de ese tipo, incluido el nombramiento de un coordinador y puntos de contacto para el punto de entrada pertinente, y los organismos y servicios de salud pública y de otro tipo que corresponda;
  • ocuparse de la evaluación y la atención de los viajeros o animales afectados, estableciendo acuerdos con los servicios médicos y veterinarios locales para su aislamiento, tratamiento y demás servicios de apoyo que puedan ser necesarios;
  • ofrecer un espacio adecuado para entrevistar a las personas sospechosas o afectadas al que no tengan acceso los demás viajeros;
  • ocuparse de la evaluación y, de ser necesario, la cuarentena de los viajeros sospechosos, de preferencia en instalaciones alejadas del punto de entrada;
  • aplicar las medidas recomendadas para desinsectizar, desratizar, desinfectar, descontaminar o someter a otro tratamiento equipajes, cargas, contenedores, medios de transporte, mercancías o paquetes postales, inclusive, cuando corresponda, en lugares designados y equipados especialmente a ese efecto;
  • aplicar controles de entrada o salida a los viajeros que lleguen o partan; y
  • ofrecer acceso a un equipo designado especialmente para el traslado de los viajeros que puedan ser portadores de infección o contaminación, así como a personal capacitado y dotado de la debida protección personal.
Última actualización el Martes 02 de Noviembre de 2010 13:13