Guia del participante Diagnóstico presuntivo de las ETAs Enfermedades bacterianas transmitidas por alimentos Enfermedades parasitarias transmitidas por alimentos Enfermedades virales transmitidas por alimentos
Enfermedades producidas por priones transmitidas por alimentos  Enfermedades no infecciosas transmitidas por alimentos Introducción a la vigilancia sanitaria Organización del subsistema de vigilancia 
epidemiológica de las ETAs Investigación de brotes de las ETAs Estudio de brote de las ETA Preguntas y respuestas

Módulo 3
Enfermedades
Parasitarias Transmitidas por Alimentos

Autores
González Ayala, Silvia E.
Cecchini, Diego M.

Objetivos generales Objetivos especificos
Introducción

Amibiasis

Ascaridiasis

Criptosporidiosis

Cyclosporidiasis

Fasciolasis

Giardiasis

Hidatidosis

Himenolepiasis

Teniasis (Taenia saginata)

Teniasis (Taenia solium)

Toxoplasmosis

Tricuriasis

Triquinosis

Autoevaluación

Giardiasis o enteritis por giardia (cie-10 a07.1)

Introducción: Es una de las parasitosis más ampliamente difundida.

Agente etiológico: Giardia lamblia o Giardia intestinalis o Giardia duodenalis, protozoario binucleado flagelado. Tiene una forma de resistencia (quiste) y una vegetativa (trofozoíto).

Epidemiología: Es endémica y pueden ocurrir brotes. Es una de las causas más frecuentes de diarrea del viajero. El reservorio está constituído por el hombre, los animales domésticos (perro, gato), el ganado (bovino, porcino, ovino, equino) y también animales salvajes (ratas, nutrias, monos, castores, etc.). Las moscas y las cucarachas pueden vehiculizar los quistes en sus patas, abdomen y heces. La forma de transmisión es:
Por agua y alimentos contaminados.
Directa persona a persona fecal-oral.
La incidencia de la enfermedad se relaciona inversamente con el saneamiento ambiental. Es uno de los primeros enteropatógenos en infectar a los lactantes y la tasa de incidencia es de 10-30 % en niños menores de 10 años en los países en desarrollo. Los brotes comunitarios transmitidos por agua han sido los más frecuentes y es llamativo que no hayan sido descritos más brotes transmitidos por alimentos (ensaladas crudas, carnes frías, etc.). La infección ocurre con recuentos de quistes mayores de 10. Una persona con giardiasis puede eliminar 900 millones de quistes/día.

Reseña de brotes recientes: El primer brote transmitido por agua fue descrito en 1965-1966 afectó a 1.000 esquiadores. Los brotes (n=132) de enfermedad diarreica por Giardia causados por el consumo de agua representaron el 44 % en el período 1985-1994 en los Estados Unidos con más de 27.000 enfermos. En el período 1993-1997 se notificaron 4 brotes con 45 afectados.

Fisiopatogenia: Los quistes ingeridos con el agua o los alimentos por estimulación del jugo gástrico, luego por el pH alcalino y las proteasas intestinales liberan los trofozoítos. Éstos colonizan la parte superior del intestino delgado, atraviesan la capa de moco y éstos adhieren a la mucosa. El elevado número de trofozoítos provocaría la disrupción del ribete en cepillo y el sistema enzimático lo que resultaría en las alteraciones de absorción y la deficiencia de disacaridasa. Los quistes aparecen en las heces desde los 6-15 días de la infección.

Clínica: El periodo de incubación es de 3-25 días (mediana 7-10 días). La enfermedad puede ser abortiva, transitoria o crónica. El 50 % de los infectados presenta síntomas y alrededor del 15 % es asintomático por el pasaje de quistes. La duración de la infección en los asintomáticos puede ser hasta de 6 meses. La infección aguda cursa con diarrea aguda líquida o semilíquida con moco, fétida, hipocólica y a veces deaspecto graso. Puede acompañarse de náuseas, dolor abdominal epigástrico o postprandial, distensión, flatulencia, hiporexia, eructos, pérdida de peso. Los vómitos, la fiebre y el tenesmo tienen una frecuencia menor del 15 %. Los hallazgos clínicos característicos son la diarrea prolongada y la pérdida de peso en el 50 % de los afectados. Puede ceder espontáneamente en 4 días-6 semanas o mantenerse por meses o años. En los menores de 5 años los síntomas son más importantes.
En los niños no es una enfermedad autolimitada, tiende a la cronicidad. La infección crónica evoluciona con malestar, lasitud, dolor abdominal difuso, malestar relacionado con la ingesta, y a veces, cefalea. Alternan períodos de diarrea con otros de constipación o hábitos normales. El sindrome de malabsorción (proteínas, lactosa, vitaminas A y B) es una complicación.

Definición de caso sospechoso: Enfermedad diarreica aguda con heces hipocólicas y fétidas.

Definición de caso confirmado: Caso sospechoso con identificación de trofozoítos de Giardia lamblia.

Diagnóstico de enfermedad:
Epidemiológico: otros casos, fuente común.
Clínico: inespecífico.
Por métodos auxiliares: estudio coproparasitológico seriado de materia fecal (investigación de trofozoítos en heces diarreicas y de quistes en heces formadas), estudio parasitológico en líquido obtenido por sondeo duodenal. El recuento y fórmula leucocitaria es normal (no cursa con eosinofilia).

Notificación: Depende de la legislación sanitaria vigente en el país.

Análisis de alimentos y otras muestras: Investigación de quistes, método de flotación (SO4Zn) y microscopía. El método de concentración primaria debe usarse en agua.

Tratamiento: Las drogas recomendadas son:
Metronidazol en dosis de 15 mg/kg día administradas en dos o tres tomas, con el almuerzo y la cena durante 5-7 días en los niños; en los adultos 250 mg dos o tres veces por día durante 5-7 días y repetir la serie a los 10 días (eficacia 80-95 %).
Tinidazol, 50-75 mg/kg en dosis única en los niños y en los adultos 2 g en una toma (eficacia 90-98 %).
Furazolidona, 5-10 mg/kg/día en dos tomas (almuerzo y cena) durante 7-10 días en los niños, en los adultos 100 mg en dos tomas durante 7-10 días y repetir la serie a los 10 días (eficacia 80 %).
Se recomienda evitar el consumo de lactosa hasta un mes después de controlada la infección crónica.
El tratamiento de las personas asintomáticas es controvertido.

Bibliografía general
Anónimo: Giardiasis. En El control de las enfermedades transmisibles Chin J, 17 edición, OPS/OMS, Washington DC, 2001: 317-319.
Speer CA: Protozoan parasites acquired from food and water. In Food Microbiology Fundamentals and Frontiers Doyle P, Beuchat LR, Montville TJ, ASM Press, Washington DC, 1997: 478-493.
Hill DR, et al: Intestinal flagellate and ciliate infections. En Tropical Infectious Diseases Principles, Pathogens, & Practice Guerrant RL, Walker DH, Weller PF, Churchill Livingstone, Philadelphia, 1999: 703-720.

Referencias
Hill DR: Giardiasis. Issues in diagnosis and management. Infect Dis Clin North Am 1993; 7:503-525.
Kramer MH, et al: Surveillance for waterborne-disease outbreaks-United States, 1993-1994. MMWR Morb Mortal Wkly Rep 1996; 45 (SS1):1-30.
Craun GF: Waterborne giardiasis in the United States 1965-1984. Lancet 1986; 2:513-514.
Petersen LR, et al: A foodborne outbreak of Giardia lamblia. JID 1988; 157:846-848.
Mintz ED, et al: Foodborne giardiasis in a corporate office setting. JID 1993; 167:250-253.
CDC: Surveillance for foodborne-disease outbreaks -United States, 1993-1997. MMWR Morb Mortal Wkly Rep 2000; 49 (SS-1):1-64.
Porter JDH, et al: Foodborne outbreak of Giardia lamblia. Am J Public Health 1990; 80:1259-1260.
Quick R, et al: restaurant-associated outbreak of giardiasis. JID 1992; 166:673-676.