“Nosotros podemos, yo puedo” es el lema, por segundo año consecutivo,  del Día Mundial contra el cáncer,  como una oportunidad para concienciar que  todos podemos ayudar a prevenir y controlar esta enfermedad.

El cáncer es un término genérico que designa un amplio grupo de enfermedades que pueden afectar a cualquier parte del organismo; también se habla de “tumores malignos” o “neoplasias malignas”. Una característica del cáncer es la multiplicación rápida de células anormales que se extienden más allá de sus límites habituales y puede invadir partes adyacentes del cuerpo o propagarse a otros órganos, proceso conocido como metástasis, que es la principal causa de muerte por cáncer.

En la Región de las Américas, el cáncer es la segunda causa de muerte. Se estima que 2,8 millones de personas son diagnosticadas cada año y 1,3 millones de personas mueren por esta enfermedad anualmente. Aproximadamente el 52% de los nuevos casos de cáncer ocurren en personas de 65 años o menos. Si no se adoptan medidas se prevé un incremento a más de 4 millones de nuevos casos y 1,9 millones de defunciones por cáncer para el año 2025.

El consumo de tabaco es el factor de riesgo más importante. Es responsable de 5 millones de muertes anuales. El alcohol se relaciona con el aumento del riesgo de siete tipos de cáncer. Existen indicios sólidos de que el consumo de bebidas alcohólicas aumenta el riesgo de cánceres  de boca, faringe, laringe, esófago, hígado, mama  y páncreas. El sobrepeso y la obesidad también están estrechamente relacionados con el aumento del riesgo de cáncer de colon, mama, útero, ovarios, páncreas, esófago, riñón y vesícula biliar.

La OPS/OMS hace un llamado para trabajar en la prevención y  control del cáncer mediante el desarrollo de las siguientes  acciones:

* Adopción de una dieta saludable, y realizar todos los días actividad física

* Evitar el tabaco y el consumo excesivo de alcohol. 

* Realizar  el tamizaje y detección temprana, tratamiento y cuidados paliativos de infecciones crónicas del virus del papiloma humano (VPH) -para el cáncer de cuello de útero-, hepatitis B y C -para el cáncer de hígado- y H. pylori -para el cáncer estómago.

* Trabajar en la mejora de la calidad de los servicios de detección y diagnóstico de cáncer con un enfoque en la detección temprana de cáncer de mama y cervical.

* Mejorar la calidad de la radioterapia y el acceso a fármacos de quimioterapia asequibles y esenciales para el tratamiento del cáncer.

* Ampliar el acceso a los programas de cuidados paliativos y los opioides para el alivio del dolor y el tratamiento de los síntomas.

* Garantizar un acceso equitativo a los servicios de salud para todos los pacientes con cáncer, con el objetivo de reducir sus gastos sanitarios catastróficos y mejorar la calidad de vida y las oportunidades de supervivencia

Datos y cifras

* Los cánceres más mortíferos son los de pulmón, estómago, hígado, colon y mama. En Ecuador el cáncer de estómago esta entre las 10 principales causas de mortalidad general en el  2016

* Los tipos de cáncer más frecuentes son diferentes en el hombre y en la mujer.

* Los cánceres causados por las infecciones por virus, como las hepatitis B (VHB) y C (VHC) o los papilomavirus humanos (PVH), son responsables de hasta un 20% de las muertes en los países de ingresos bajos y medios.

Enlaces relacionados

* Día Mundial contra el Cáncer (UICC). Página en inglés con materiales en español

* Publicaciones técnicas sobre cáncer (OPS)

* Día Mundial contra el Cáncer 2017 (OPS/OMS)

* Nota descriptiva sobre el cáncer de OMS