• La comunicación es clave para informar oportunamente a la población sobre las amenazas para su salud, así como las medidas para mitigar los riesgos
Ciudad de México, 28 de febrero de 2020 – La Organización Panamericana de la Salud (OPS) brindó el 27 y 28 de febrero un taller para fortalecer la capacidad de comunicación de riesgos durante emergencias de salud pública de la Dirección General de Promoción de la Salud de la Secretaría de Salud de México. La capacitación tiene lugar como parte de los requisitos del Reglamento Sanitario Internacional, en el marco de respuesta ante influenza y otras enfermedades respiratorias agudas, inclusive COVID-19, así como futuras amenazas.
 
1509w 02Comprender y aplicar los principios de la comunicación de riesgos ayuda a detener la propagación de enfermedades, previene y reduce contagios e incluso muertes en el contexto de emergencias de salud pública.
 
Los facilitadores del taller preparado por OPS, Myrna Charles, Sebastián Oliel y Ljubica Latinovic describieron la importancia del manejo de rumores y la desinformación, que deben combatirse con información clara y oportuna, basada en la percepción del riesgo de la audiencia.
La participación de la sociedad también es fundamental para la construcción de resiliencia, que permita restaurar las estructuras y funciones básicas de los sistemas de salud y comunitarios.
 
Los participantes del taller compartieron experiencias de comunicación frente a emergencias de salud pública anteriores, ya que México se ha enfrentado a situaciones epidémicas, entre ellas la pandemia de Influenza A(H1N1). El taller contó con presentaciones teóricas, tareas de grupo, discusiones plenarias, ejercicios y simulaciones.
 
Durante el taller, se incrementaron las habilidades en comunicación de riesgos frente a eventos de salud pública, se explicaron y aplicaron los principios de la comunicación de riesgos como una de las medidas adicionales que pueden ayudar a detener o reducir la propagación de una enfermedad, y prevenir y reducir enfermedades e incluso la muerte en el contexto de una emergencia de salud pública.
 
Asimismo, se discutió la importancia de promover la participación de la comunidad y comprender la percepción del riesgo de las diversas audiencias; se mejoraron las capacidades de desarrollo de estrategias para comunicar en cada escenario de una crisis, y se entendieron las dificultades del entorno de una emergencia de salud pública, así como se compartieron lecciones aprendidas que pueden aplicarse para COVID-2019 y futuros eventos. El contenido del taller servirá además a las autoridades para actualizar sus estrategias y planes de comunicación de riesgos.
 
La OPS colabora con México también en comunicación de riesgos y reconoce el compromiso del país por mantener la transparencia informativa hacia la población, requisito indispensable para minimizar el impacto social, las consecuencias económicas y en la salud, y optimizar la efectividad de las acciones de respuesta ante emergencias de salud pública.