Perspectivas de Salud - La revista de la Organización Panamericana de la Salud
   Volumen 10, Número 1, 2005
 Photo Collage
Foto AP/David Longstreath

Manejar con cuidado

Nadie niega que ocuparse de un gran número de cadáveres es una tarea agobiante. Pero según los expertos en desastres de la OPS hay maneras de hacerlo que se rigen por las pruebas científicas y que tienen en cuenta el respeto al derecho de los sobrevivientes, así como también permiten a las autoridades mantener su credibilidad frente a la población.

"Aun en el caso de un gran número de muertos deben hacerse todos los esfuerzos necesarios para que la manipulación de los cadáveres se realice de manera sistemática, respetando la identidad de la víctima y enterrándola lo antes posible –dice Jean Luc Poncelet, gerente del área de desastres de la OPS–. Por ejemplo, se pueden colocar los cuerpos en un foso, con poco espacio de separación entre cada uno, con una pequeña descripción del cuerpo y las pruebas que se encontraron a su lado". Con este método, pueden ser exhumados más adelante para su identificación.

Para dar orientación sobre esta tarea, la OPS publicó recientemente el libro Manejo de cadáveres en situaciones de desastre, el quinto de una serie de manuales y pautas para casos de desastre. Esta guía presenta antecedentes e información técnica para ayudar a los socorristas a abordar este problema. Algunas de sus recomendaciones son:

Cerrar esta ventana  -  Imprimir