Autoridades sanitarias presentaron en Salto la campaña de prevención de leishmaniasis: “Cuidá a tu mejor amigo”, con el objetivo de reforzar acciones para evitar la proliferación de la enfermedad.

El director general de la Salud, Jorge Quian, junto a la directora departamental de Salud de Salto, Cristina González, y la directora de zoonosis, Gabriela Willat, dieron a conocer la campaña de prevención de leishmaniasis, cuyo objetivo principal es no tener casos humanos de dicha enfermedad.

Quian resaltó la importancia de la higiene para evitar la proliferación de la leishmaniasis. Se debe evitar los residuos por podas y los gallineros en las cercanías de los hogares. Por otro lado, es fundamental tener una tenencia responsable de los perros.

El director de la Salud felicitó a la comunidad salteña por la adhesión a las medidas sanitarias ante los casos positivos de leishmaniasis registrados en perros. Se trata de una enfermedad trasmitida por un vector y de llegar a los humanos puede tener potencialmente consecuencias graves.

Por su parte, la directora departamental de Salud de Salto, Cristina González, resaltó que la importancia de la campaña radica en reforzar las acciones que se vienen realizando en territorio para evitar que la enfermedad de leishmaniasis llegue a los humanos.

La Organización Panamericana de la Salud ha brindado cooperación en el país para apoyar en la vigilancia, prevención y diagnóstico. Varias expertas de la Región han visitado los Departamentos de Artigas, Salto y Paysandú. 

¿Qué es la leishmaniasis?

- En las Américas, las Leishmaniasis son enfermedades transmitidas por vectores que causan en el humano un conjunto de síndromes clínicos que pueden
comprometer la piel, las mucosas y las vísceras. Son causadas por 22 especies de protozoos del género Leishmania y se transmiten a los animales y humanos a través de la picadura de insectos flebótomos hembras de la familia Psychodidae, conocidos popularmente como “chiclera, asa branca, palomilla, mosquito palha y torito”, entre otros. La enfermedad se puede presentar en tres formas clínicas: cutánea, mucosa y visceral.

- La forma cutánea de la enfermedad si presenta con distintas manifestaciones clínicas, pero la más frecuente causa úlceras localizadas o múltiples en la
piel. La forma clínica cutánea difusa, puede resultar en un desfiguramiento similar a los efectos de la lepra, es de difícil cura y presenta recaídas frecuentes después del tratamiento. La leishmaniasis mucosa puede destruir parcial o totalmente las membranas mucosas de la nariz, la boca, las
cavidades y tejidos circundantes. La forma visceral – la más severa - produce fiebre, pérdida de peso, inflamación del bazo y el hígado, anemia, y puede
ser mortal en el 90% de los casos, si no son tratados correctamente.

- Hay muchos factores que influyen en la transmisión de la enfermedad: La pobreza, debido a las malas condiciones de vivienda y deficiencias de
saneamiento, por ejemplo, la basura y alcantarillado abierto pueden promover el desarrollo de lugares de cría y reposo de los insectos y facilitar su
transmisión a los humanos. Las Leishmaniasis se asocian con la migración y el desplazamiento de personas a zonas donde existen en la transmisión. Los
cambios ambientales y climáticos, como desforestaciones, precipitaciones, temperatura y humedad influyen en la incidencia de la leishmaniasis, así
también la incursión de las explotaciones agrícolas, construcciones de carreteras, hidroeléctricas y los asentamientos en las zonas boscosas han
contribuido al aumento de casos.

- Para prevenir la picadura del vector se recomienda el uso de medidas individuales y colectivas para reducir el contacto con el vector, como: el uso de
relentes, telas, mosquiteros, limpieza del ambiente y cuando necesario, la aplicación de insecticidas de efecto residual. El diagnóstico temprano y el
tratamiento adecuado están indicados a todos los casos confirmados.

Descargar afiche 1 

Leishmaniasis2

Descargar afiche 2

Enlaces: 

OPS| Leishmaniasis