Pan American Health Organization | Organización Panamericana de la Salud

Skip to content

Highlights

Latest News


Al habla con... Ing. Goethe Navas


Rostros, Voces y Lugares de los Objetivos de Desarrollo del Milenio

Al habla con...
Ing. Goethe Navas
Departamento de Desarrollo Económico y Gestión Ambiental
Municipio de Nabón, Ecuador

"El municipio tiene un rol facilitador. Los ejecutores aquí son los cabildos"

Nabón, Ecuador, 7 de noviembre del 2008 (OPS)—"Históricamente, Nabón fue considerado el granero de la provincia del Azuay, pero hubo un tiempo en que la gente empezó a comprar las cosas en Cuenca: una lechuga, una zanahoria… Entonces aquí  la producción se cayó", explica el Ingeniero Goethe Navas, principal funcionario del Departamento de Desarrollo Económico y Gestión Ambiental de la municipalidad de Nabón, en la provincia ecuatoriana del Azuay. "Pensamos que eso también se debió por el uso inadecuado del agua, sobre todo por la falta de capacitación. Entonces, el municipio cayó en cuenta de esto".

¿Cuáles son los objetivos fundamentales del Departamento que usted dirige?
"El objetivo prioritario del Departamento es mantener la seguridad alimentaria. El segundo gran objetivo es generar producción para el empleo, es decir, cómo hacer para que las familias encuentren empleo en sus propias fincas. Creo que estamos en la línea de alcanzar las metas que nos hemos propuesto".

¿Cómo lo están logrando?
"Nosotros tenemos una estrategia que se llama la Mesa de Desarrollo Económico. Se trata de un espacio donde están integrados la parte política, por el municipio mismo;  y las Juntas Parroquiales. También están las instituciones que trabajan en la zona. Están asimismo los representantes de las organizaciones civiles, sobre todo en lo que es la línea de producción.  (La Mesa) es un espacio donde nosotros, en base al Plan Estratégico del cantón, sacamos las líneas de producción sobre las que vamos a trabajar. Y una vez que tenemos esto, entonces organizamos a la gente en grupos organizados, valga la redundancia".

¿Y en la parroquia El Progreso?
"Aquí lo que podemos decir es que la gente se ha organizado para la producción. Nosotros, a nivel del cantón mismo, tenemos ocho empresas que están trabajando. Son empresas que producen cuis, que producen fresas; empresas que producen plantas forestales, plantas frutales, artesanías, plantas medicinales…  Algunas de estas empresas ya están sólidas. Otras están en plano de consolidarse. Pero lo que está pasando aquí (en El Progreso) es más o menos lo que está pasando a nivel del cantón. Estas empresas son cantonales y para eso, ha habido que trabajar duro. Nosotros tenemos varias líneas de trabajo y la que nosotros decimos que es "estructural" es la de la potenciación de las capacidades humanas.

¿Qué quiere decir esto?
"Es decir, cómo el talento local se va fomentando, porque como nosotros siempre decimos, todo tiene que entrar por la mente y tiene que sembrarse, tiene que clavarse en el corazón. Porque más que un cambio técnico, es un cambio social. Primero tiene que cambiar la persona".

¿Qué otras líneas de acción están siguiendo?
"Una segunda línea importante es el riego, porque si no hay riego no se va a poder trabajar. Estamos trabajando en el inventario hídrico para saber cuánta agua tenemos y cuál es la demanda de la gente. Hemos mejorado los sistemas de riego: los canales de riego. Tenemos como mil reservorios que se han construido; reservorios grandes; y otros más pequeños, como los grupales. Y luego cada familia tiene un reservorio más pequeño, de unos 20 a 30 metros cúbicos.  Lo más importante es que ahora le gente riega con técnicas más adecuadas, como el riego por aspersión. Otra de las líneas sumamente importantes y vitales es el crédito, y nosotros no decimos sólo el crédito sino lo que son los servicios financieros. Se trata de fomentar el ahorro y fomentar el crédito, de tener una cultura de ahorro y una cultura de crédito".

¿Qué pasaba antes?
"Si antes la gente quería producir, no podía, porque los intereses que ciertas personas daban eran intereses usureros del 10 al 12 por ciento mensual, cosa que no les permitía desarrolla".

¿Y ahora?
"En la actualidad, tenemos una Mesa de Servicios Financieros que esta anexa a la Mesa de Desarrollo Económico y se han logrado fomentar ochenta cajas de ahorro y crédito, una por comunidad. Son setenta  comunidades. Hay más cajas que comunidades porque también tenemos las cajas de los grupos empresariales de los que hablé anteriormente. Estas cajas normalmente dan pequeños créditos de hasta 200 dólares. En los estudios que hemos hecho, estos créditos estaban planeados sólo para producción, pero en la práctica, las familias ya los utilizan también para educación, para salud. Para producción, para educación y para la salud: estas son las principales líneas de trabajo".

¿Cómo ha cambiado el panorama gracias a la aplicación de estas estrategias?
"Bueno. Si la gente se capacita, si la gente tiene el riego, si la gente tiene el crédito… creo que ya tiene todos los elementos para lograr la seguridad alimentaria. Me acuerdo que en una reunión nos dijeron que muchas gracias por no dejarnos morir de hambre.  Ahora sí (nos dijeron): ‘ayúdennos a sacar la producción al mercado’. Esta es una estrategia sumamente simple: queremos crear las condiciones para la producción, educación, riego y crédito. Hay otras estrategias, pero estas son las principales. Yo me acuerdo de un señor que cada vez que me acuerdo la verdad es que se me prende el corazón porque cuando llegábamos nos decía: ‘muchas gracias. Gracias a esto que ya no soy un estorbo en la familia. Gracias a esto yo ya no como gratis, Ahora tengo mi empleo. Yo también  contribuyo con mi familia. Yo también pongo para comer en mi familia. Gracias al cultivo de la fresa’. Otro testimonio me lo decía una señora así: ‘mi marido ya no migra; ya no migra tanto. A pesar de que como es un buen maestro, lo llaman desde Cuenca para que vaya a coger los contratos. Sin embargo, ya no migra’. Y también el de una familia feliz donde la esposa, el esposo y los hijos pasan todos iguales, trabajando en su propia empresa".

¿En que consisten las políticas de Nabón en materia de cuidado medioambiental?
"Este tema le diré que no ha sido muy difícil, porque en Nabón ya ha habido una cultura de no utilización de productos dañinos; químicos, digámoslo así. Dentro de los principios de nuestro trabajo están la equidad; y la salud, que pienso es sumamente importante. Y la solidaridad y el cuidado del ambiente, o sea, la utilización de técnicas amigables con el ambiente. Todas estas empresas que nosotros tenemos tienen el nombre de agro-ecológicas.  Es más, ahorita estamos ya promocionando una marca territorial que se llama Nabón: Productos Limpios. La mayor parte de los productos que salen de Nabón ya llevan esa marca consigo. También tenemos compañías de forestación y reforestación. Cada año, nosotros reforestamos aproximadamente 150.000 plantas. El año pasado, gracias a Dios, sembramos 300.000 plantas, y este año, si todo nos va como estamos proyectando, plantaremos sobre las 700.000 plantas.

Esto no es de ahora sino que lo venimos haciendo desde el año 2000-2002. Esto lo hace una de esas empresas de las que le hablé; una empresa que se dedica a producir plantas forestales. La idea es salvar dos pájaros de un solo tiro. Por un lado, dinamizamos la economía del cantón y, por otro entonces, trabajamos en lo que es la línea verde.

Adicionalmente, aquí mismo donde estamos, en la parroquia de El Progreso, se inicio hace dos años un programa piloto de protección de fuentes hídricas liderado por la junta parroquial de El Progreso. Esta experiencia se sistematizó recién hace un mes y medio, cuando en la segunda asamblea ciudadana, se lanzó la propuesta de ordenanza pública para la protección cantonal de vertientes. Como ve, nosotros pensamos que los procesos son al revés. Primero es la práctica, después es la política.

¿Qué considera usted ha sido clave para haber alcanzado todos estos desarrollos?
"El secreto del éxito que aquí estamos teniendo en estas parroquias radica en la voluntad política del municipio de Nabón para compartir el poder con la población. A veces esto puede parecer una frase muy lírica. Pero creemos que aquí en Nabón si lo estaos aplicando, en el sentido de que hay un modelo de participación ciudadana, y una de las herramientas fundamentales que hay para esto es el presupuesto participativo, donde se han creado espacios para que las comunidades, las personas y el cantón en general, puedan dimensionar cual es su forma de desarrollo, es decir, cómo nos podemos desarrollar. En ese presupuesto que les toque, ellos pueden decir: efectivamente, en esto queremos invertir. Y ellos están en la vigilancia de que así se haga. Los conocimientos están en la gente; nosotros solamente debemos ser instrumentos de hacer lo que la gente nos pide y no solamente hacer nosotros, sino hacer conjuntamente, porque creo que el éxito está en que el municipio ya no tiene un rol ejecutor. Tiene un rol facilitador. Los realmente ejecutores aquí son los cabildos, son las juntas parroquiales".


Nota: La iniciativa Rostros, Voces y Lugares esta encaminada a trabajar con los municipios más pobres y con los grupos sociales más vulnerables de las Américas. Es una iniciativa que refleja los valores de equidad y panamericanismo. Rostros, Voces y Lugares enfatiza la abogacía de los más vulnerables y fortalece la construcción de ciudadanía con enfoque de derechos y responsabilidades compartidas mediante un trabajo intersectorial e interagencial que suma acciones y voluntades para el cumplimiento de los ODM. Especialmente ahí donde los avances han sido postergados y los retrocesos se han vuelto invisibles frente a los promedios nacionales.



La OPS fue establecida en 1902 y es la organización de salud pública más antigua del mundo. Es la Oficina Regional para las Américas de la Organización Mundial de la Salud y trabaja con los países para mejorar la salud y elevar la calidad de vida de sus habitantes.

 

 
PAHO Campaigns
Publications portal

Country Offices

Regional Office for the Americas of the World Health Organization
525 Twenty-third Street, N.W., Washington, D.C. 20037, United States of America
Tel.: +1 (202) 974-3000 Fax: +1 (202) 974-3663

© Pan American Health Organization. All rights reserved.