REDIPRA

rabia-Panaftosa

 

La Reunión de Directores de los Programas de Rabia de las Américas (REDIPRA) fue creada como resultado de la RIMSA III y de la sesión 21.a del Consejo Directivo de la OPS. En diciembre de 1983 se realizó la primera reunión REDIPRA, en Guayaquil, Ecuador, donde se aprobaron las estrategias y el “Plan de acción para la eliminación de la rabia urbana de las principales ciudades de Latinoamérica”, desde entonces se han llevado a cabo 16 Reuniones.

El propósito de la REDIPRA es revisar las estrategias del Plan Regional para la Prevención de la Rabia Humana y recomendar acciones a los programas nacionales de control de los países para garantizar el proceso de eliminación de la rabia transmitida por el perro y disminuir el riesgo de la rabia transmitida por especies de vida silvestre en las Américas.

La REDIPRA es constituida por representantes de los ministerios de salud y de agricultura de los países de las Américas. En al año de 2015 la 15ª REDIPRA  fue constituida por 54 representantes de 27 países de las Américas.  Argentina, Belice, Bolivia, Brasil, Canada, Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, Ecuador, El Salvador, Estados Unidos, Guatemala, Guyana, Haití, Honduras, Jamaica, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Suriname, Republica Dominicana, Trinidade Tobago, Uruguay y Venezuela.

Participan como observadores representantes de organismos especializados de las Naciones Unidas y otras organizaciones intergubernamentales; entidades acreditadas de la sociedad civil (incluidas las ONG); entidades acreditadas del sector productivo y comercial; institutos de investigación; universidades; agencias de cooperación técnica y financiera internacionales.

Aproximadamente cada 2 años, la OPS convoca a la REDIPRA, donde las conclusiones y recomendaciones de la reunión se presentan para su consideración y aprobación a los ministros de Salud y Agricultura de los estados miembros de la OPS durante la Reunión Interamericana a Nivel Ministerial en Salud y Agricultura (RIMSA). Las políticas intersectoriales regionales en relación al programa de eliminación de la rabia son discutidas dentro de la RIMSA para ser sometidas posteriormente al Consejo Directivo de la OPS.

Cooperar con los países de las Américas para la eliminación de la rabia humana transmitida por el perro es una de las prioridades del Programa de Salud Pública Veterinaria de la  Organización Panamericana de la Salud (OPS).