Adolescentes más saludables, empoderadas y resilientes: la meta de Cindy Salazar, vecina de la comunidad indígena Alto Quetzal

El sábado 12 de marzo, Cindy Salazar Reyes, vecina de la comunidad indígena Alto Quetzal, salió temprano de su casa y se dirigió al Liceo Rural Kabebata. Cindy labora como auxiliar de vigilancia en este centro educativo de lunes a viernes desde hace cinco años, sin embargo, un sábado al mes cumple un rol que le llena de mucha satisfacción: dar herramientas a las mujeres adolescentes para enfrentar problemas psicosociales y emocionales existentes en su comunidad, especialmente aquellos que han sido potenciados por la pandemia de la COVID-19.