Washington, DC, 22 de mayo de 2013 (OPS/OMS).- El director adjunto de la Organización Panamericana de la Salud/ Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS), Jon Andrus, presentó hoy el Informe Quinquenal de la Directora de la OPS 2008-2012 ante el Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos (OEA).

El informe, publicado el año pasado, describe los principales logros de la salud pública en las Américas durante la primera década del siglo XXI, así como las contribuciones de la OPS a esos logros. Como miembro del Sistema Interamericano, la Organización Panamericana de la Salud presenta los informes anuales y de cinco años de su director al Consejo Permanente cada año.

Andrus describió la primera década del nuevo milenio como "un período de significativo progreso de la salud y el desarrollo en las Américas." En el plano regional, la esperanza media de vida subió cuatro años entre 2000 y 2012, al aumentar de 72,4 a 76,4 años. El envejecimiento de la población en esta región y el aumento relacionado con las enfermedades no transmisibles (ENT) son las dos tendencias más importantes que configuran la salud en las Américas, dijo.

Además de las ganancias en esperanza de vida, Andrus citó otras áreas clave del progreso en salud durante la década de 2000, incluyendo:

  • La ampliación de la protección social en salud, a través del crecimiento de la cobertura de salud y por medio de programas de lucha contra la pobreza que obligaron a los beneficiarios a buscar atención médica como condición para recibir la ayuda social.
  • La eliminación del sarampión endémico y la transmisión de la rubéola, a través de altas tasas de cobertura de vacunación.
  • Las tasas de mortalidad infantil más bajas de todas las regiones en desarrollo del mundo.
  • La eliminación o reducción significativa de las "enfermedades de la pobreza" como la lepra, el Chagas, la oncocercosis y la filariasis linfática.
  • El uso de los acuerdos internacionales para promover la salud, especialmente el  Convenio Marco para el Control del Tabaco (CMCT), el primer tratado internacional de salud pública.
  • El creciente compromiso al más alto nivel político para hacer frente a las enfermedades no transmisibles, como se refleja en la Cumbre Regional del CARICOM 2007 sobre las ENT en Trinidad y Tobago y, en el plano mundial, en la Cumbre de Alto Nivel de las Naciones Unidas de 2011 sobre las enfermedades no transmisibles.

Andrus señaló que los beneficios para la salud no se han distribuido equitativamente tanto entre los países como en su interior, y que la desigualdad sigue siendo el mayor reto para la salud y el desarrollo en las Américas. Indicó que, a pesar de los avances en la reducción de la pobreza durante la década del 2000, las Américas mantuvo su estatus como la región más desigual del mundo.

El director adjunto de la OPS también anunció que Colombia se convirtió recientemente en el primer país en el mundo en ser certificado como libre de transmisión de la oncocercosis (ceguera de los ríos), y solicitó a los países miembros de la OEA apoyar en su próxima Asamblea General en Guatemala una resolución cuyo objetivo es eliminar las enfermedades desatendidas en las Américas.

"Les pido hoy su compromiso político firme para dar el empujón final a la eliminación de estas enfermedades desatendidas y relacionadas con la pobreza", dijo.

La OPS es la agencia especializada en salud del Sistema Interamericano y la oficina regional para las Américas de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

 

Enlace